Lotus

jueves, 21. junio 2012

Fragancia Diaria 7315

Fragancia Diaria De la Flor del Loto Of 7315 19 de junio, 2012 Lotus Buddhist Monastery 

La paz prevalecerá cuando todos nos demos cuenta realmente de lo que es la enseñanza de Buda (el Absoluto, la Verdad), que dice que somos uno. Entonces se superarán las situaciones económicas y políticas, con sus crisis y sus riesgos, para ir en la dirección correcta. En todos los países y en el mundo, podremos vivir juntos muy bien, en armonía y con comprensión, como en un todo.

En realidad sólo se trata del simple hecho de que tu eres yo y yo soy tu. Darse cuenta de esto hace que cada uno de nosotros comprenda el incalculable beneficio y satisfacción que nos va a volver. Pero no comprenderlo, y pensar sólo en el propio beneficio, lleva a muchas dificultades y a ningún beneficio. Ahora os voy a contar una historia como ejemplo de ello.
 
Había una vez una serpiente que nació con dos cabezas y un solo cuerpo. Tan extraña serpiente nació en esta vida porque en muchas vidas anteriores había dos amigos que siempre discutían, se peleaban y se tenían celos, a pesar de tener afinidades entre ellos. Por eso acabaron con dos cabezas y un solo cuerpo de serpiente.
 
Pero a pesar de haber nacido con esa forma tan inusual, seguían discutiendo sin cesar. Por ejemplo, una de las cabezas quería una patata frita, y la otra lo que quería era una banana frita. Si una quería ir hacia el norte, la otra quería ir hacia el sur. Discutían perpetuamente por lo que fuera, y se disgustaban la una con la otra.
 
Un día, una de las de las cabezas tuvo una idea, que le pareció muy brillante. Su razonamiento fue que sin la otra cabeza todo su sufrimiento se desvanecería, y que por fin podría estar en paz. Entonces decidió librarse de la otra cabeza dándole una patata frita envenenada.
 
Al principio la primera cabeza se sintió feliz al ver la otra enferma, porque esto significaba que pronto dejaría de tener que enfrentarse con ella. Pero al pasar los días, la primera cabeza empezó a sentirse enferma también, y al poco tiempo murió.
 
Esto demuestra que en realidad todos somos una familia. Tenemos que comprender que dañar a otros en realidad es dañarnos a nosotros mismos. Cuando nos juntamos, armonizamos y nos cuidamos, podemos progresar continuamente y vivir vidas prósperas y felices.
 
Si de verdad nos diéramos cuenta de que somos uno, el torbellino económico, político y fiscal que vive ahora Europa se acabaría muy pronto. Esto es verdad no sólo para Europa, también lo es para los Estados Unidos y para el mundo entero.
 
Para traer paz a este planeta, tenemos que darnos cuenta un hecho muy claro y simple: si cuidamos de los demás, los demás nos cuidarán. No somos dos ni estamos separados. Somos uno.

 


Follow us!
EN | DE | FR | ES